La calidad y pertinencia de nuestra oferta educativa constituye uno de los cinco ejes fundamentales del Plan Institucional de Desarrollo (PIDE) 2015-2018. Como Universidad Pública hemos orientado nuestros esfuerzos para crear programas académicos, tanto de licenciatura como de posgrado, que atiendan necesidades que el entorno demanda. La formación de profesionistas y ciudadanos sensibles a las oportunidades y retos que como sociedad enfrentamos ha sido el eje de la reestructuración de los planes de estudio. Nuestra planta docente cuenta con un alto grado de habilitación para desempeñar su función en la formación de nuestros jóvenes universitarios; las investigaciones, proyectos de vinculación y extensión, publicaciones y productos elaborados por nuestra comunidad han sido fundamentales para posicionar a nuestra Universidad como un referente importante para el desarrollo de la entidad y como una de las mejores del país. Por segundo año consecutivo, mejoramos y nos mantuvimos en el octavo lugar del ranking de El Universal: en 2014 se obtuvo una calificación de 8.95 y en el 2015 subió a 9.35. Es importante resaltar que la UAQ es la única universidad de la entidad que está en los primeros diez lugares del ranking mencionado.

La responsabilidad social de nuestra Universidad no termina con la formación de futuros profesionistas capaces de transformar y mejorar el entorno social en el que están inmersos; estamos convencidos de que las entidades que recibimos presupuesto público debemos devolver a los ciudadanos la confianza que nos ha sido depositada, con acciones y proyectos que impacten de manera directa sus indicadores de bienestar. Esto lo realizamos través de diversas instancias como las Clínicas Universitarias, la Central de Servicios a la Comunidad (CESECO), el Bufete Jurídico, la Unidad Deportiva y recientemente el Centro de Evaluación Física y Desarrollo Deportivo (CEFID), entre otros, en donde los estudiantes, egresados y docentes aplican los conocimientos adquiridos en el aula, en beneficio de la comunidad universitaria y de la sociedad. Durante el 2015 la Universidad brindó atención y servicios a más de 200,000 personas en estos centros y áreas de extensión. El cuadro que a continuación se presenta resume las acciones de extensión que los universitarios llevamos a cabo.

Desde hace más de una década la Universidad inicia un proceso constante de expansión, ampliando su presencia hacia los municipios más allá de la zona metropolitana, con la visión de que una universidad estatal debe tener presencia en todo el territorio de la entidad, especialmente en los lugares de difícil acceso de la educación. Si bien esta política beneficia a un número reducido de estudiantes y puede considerarse “costosa”, el impacto social es mucho mayor y es nuestra obligación atender a esa población.

Con gran satisfacción podemos destacar que, a la fecha, la Universidad Autónoma de Querétaro tiene presencia física en 12 de los 18 municipios del estado ofreciendo programas de licenciatura, posgrado, bachillerato y escuela de artes y oficios. Esta presencia se logra a través de los 11 campus regionales ubicados en los municipios de Amealco, Arroyo Seco, Cadereyta, Colón, Corregidora, El Marqués, Jalpan de Serra, Pedro Escobedo, San Juan del Río, Tequisquiapan y Tolimán, además de los ocho campus o planteles ubicados en el municipio de Querétaro: Centro Universitario, La Capilla, Juriquilla, Centro Histórico, Aeropuerto, Bachilleres Norte, Bachilleres Sur y Bicentenario, por lo que suman ya 19 sedes universitarias distribuidas en el territorio estatal.